Estrategia publicitaria de NEO genera turbulencia en criptomercado chino

 

Durante el mes de septiembre del presente año, el gobierno chino tomó una serie de medidas regulatorias sobre el uso de criptomonedas en el país que llevaron al cierre de las casas de cambio del país y la prohibición de las ICO. Algunos observaron estas medidas como un ataque; otros, como una forma de proteger a los inversionistas.

De una u otra manera, lo cierto es que el cese de operaciones de las casas de cambio de criptomonedas en uno de los países que manejaba mayor volumen de transacciones impactó fuertemente el ecosistema. La mayor parte de los flujos de intercambios con criptomonedas o emigraron a casas de cambio foráneas o comenzaron a realizarse a través de plataformas P2P como localbitcoins -portal que ha incrementado considerablemente el volumen de transacciones en yuanes desde que entró en vigencia la medida.

Por su parte, las Ofertas Iniciales de Moneda (ICO) -esquema de recaudación de capitales que presenta pocos controles y ha sido usado para cometer fraude- fueron completamente prohibidas en el territorio chino, a tal punto que las ICO que se encontraban en curso para el momento de la regulación tuvieron que ser canceladas y se les devolvió el dinero a los inversionistas tempranos.

Con todo, desde que se anunció la regulación, muchos usuarios de la red social Reddit han especulado que el gobierno podría permitir nuevamente la realización de ICO, pero únicamente a través de la blockchain de NEO, una plataforma similar a Ethereum que genera contratos inteligentes y propone trabajar con las compañías para crear lo que llaman una economía inteligente.

Recientemente hubo mucha incertidumbre, específicamente entre los usuarios de NEO, porque un desarrollador del proyecto publicó un tweet con un mensaje críptico en el que indicaba que en tres días haría un anuncio.

Como el equipo de NEO no suele crear intriga en torno a sus lanzamientos y progresos, la comunidad supuso que el anuncio debía ser algo muy importante y que seguramente estaba relacionado con cambios en el estatus regulatorio actual sobre las criptomonedas en China. El mensaje de NEO caló perfectamente en un público ávido de noticias y lleno de rumores.

Luego de dos días llenos de especulación en las redes sociales, que impulsaron el precio de la moneda en un 71% y duplicaron el número de transacciones en su red, los desarrolladores de NEO dieron a conocer la sorpresa: un concurso para desarrolladores de la mano de Microsoft China.

Debido a las altas expectativas que se habían generado gracias a rumores (hasta fueron creadas imágenes en Photoshop que aseguraban el cambio regulatorio, las cuales fueron denunciadas por el equipo de NEO), los usuarios estuvieron decepcionados y comenzaron a atacar al equipo, tildándolos de irresponsables e incluso acusándolos de manipulación de precios.

En respuesta a todo esto, el Comité de NEO publicó un comunicado en el que se disculpan por lo que consideran una mala decisión de mercadeo y admiten que:

Lo que no esperábamos era que las personas comenzarían a especular sobre las regulaciones en China. Para nosotros, es natural que las regulaciones vengan del gobierno, y no de un proyecto de fuente abierta. Durante el sábado, los rumores se difundieron mucho más mientras el Comité de NEO estaba ocupado con la revelación de Ontology [una nueva plataforma pública que trabajará con NEO] y con la Conferencia de Fuente Abierta de China.

Comité de NEO

El equipo de NEO pidió a su comunidad ajustar sus expectativas de acuerdo a las posibilidades y aspiraciones del proyecto. pues las especulaciones de que “NEO se convertirá en la criptomoneda oficial de China, es una interpretación errónea del verdadero objetivo del proyecto”, según aseguraron sus directivos. Con todo, aseguraron encontrarse revisando sus estrategias publicitarias para no reincidir en este tipo de errores en el futuro.

Lo cierto es que, sin importar de quién haya sido la culpa de este incidente, las regulaciones en China se mantienen y cualquier anuncio sobre un cambio en estas medidas llegará por medio de los canales oficiales del Estado, no de compañías externas que no tienen relaciones directas con el gobierno.