Un informe del banco de inversión estadounidense Morgan Stanley identificó a Bitcoin y otras criptomonedas como “una nueva clase de inversión institucional”. La investigación, que fue publicada por la firma el 31 de octubre, hizo una revisión de las tendencias en los últimos seis meses.

El estudio, al que llamaron “Bitcoin descifrado: una breve enseñanza e implicaciones”, afirma que la tesis en torno a Bitcoin y las criptomonedas “se transforma rápidamente”. En este sentido, señala que Bitcoin pasó de ser considerado dinero digital entre 2009 y 2016, a convertirse en un nuevo tipo de activo de inversión institucional a partir de 2017.

Sostiene que esta evolución incluyó otros estatus donde Bitcoin y las altcoins han sido vistos como un reemplazo para el sistema de pagos existente (2010-2017), mecanismo de recaudación de fondos y asignación de capital (2015-2018), y depósito de valor (2017-2018).

Para sustentar esta teoría, la investigación de Morgan Stanley sostiene el registro permanente de transacciones que implica la tecnología de los criptoactivos, elimina el anonimato y en consecuencia su fungibilidad. Toma en cuenta además las pérdidas generadas por los ciberataques, las múltiples bifurcaciones para crear nuevas criptomonedas, los altos costos de las transacciones y la baja adopción en el sector comercial, así como la volatilidad del mercado.

En contraste, estima que los fondos en criptomonedas, bajo la figura activos bajo administración (AUM por sus siglas en inglés), representan unos US$ 7.110 millones. Las cifras dan cuenta de unos 220 fondos en criptomonedas creados solo en 2018, distribuidos entre fondos de cobertura y capital de riesgo, de los cuales la mitad está ubicada en Estados Unidos.

Por otra parte, menciona que una regulación poco desarrollada y la falta de soluciones de custodia más seguras podrían estar reteniendo una mayor participación de inversionistas institucionales. Sin embargo, la curva de crecimiento de las inversiones institucionales en este sector ha mantenido una tendencia ascendente desde 2016, mientras que el mercado minorista se ha mantenido estancado, reveló el informe.

Bitcoin se transa con criptoactivos

En cuanto al mercado de bitcoins, la investigación de Morgan Stanley señala que cada vez más se inclina hacia el intercambio con otros criptoactivos. En especial se refiere a la tendencia hacia los criptoactivos respaldados por monedas fiduciarias, commodities u otras criptomonedas, conocidos como stablecoins. “La mitad del comercio de actual de bitcoins es con activos digitales”, reza el informe.

Así mismo, destaca un incremento importante en el comercio entre Bitcoin y USD Tether (USDT). Según se explica, el ascenso de las stablecoins responde a la caída de los precios de las criptomonedas a lo largo de este año, y la ausencia, en las casas de cambio, de un par cripto-fiat sin intervención de los bancos.

El informe se refiere además al estado de las regulaciones, e indica que existe un movimiento de casas de cambio de criptomonedas hacia Malta, un país europeo autoproclamado “Isla Blockchain”, que fue el primero en aprobar una legislación para la industria de las criptomonedas. Recientemente el primer ministro de ese país, Joseph Muscat, afirmó que las criptomonedas son “el futuro inevitable del dinero” frente a la audiencia de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Imagen destacada por fox17 / stock.adobe.com

Fuente: https://www.criptonoticias.com/mercado-valores/morgan-stanley-bitcoin-transformo-nueva-clase-inversion-institucional/